Dopaje (III). Los intereses.

En mi entrada anterior Emilio de MedRunning, dejaba un comentario con el que yo estoy muy de acuerdo y que además está muy relacionado con el post que quiero escribir hoy: los intereses que están detrás del dopaje.

-hi

Se suele decir que los deportistas se dopan sin ayuda. Indudablemente los hay que tienen acceso a métodos más o menos caseros, pero si vamos por partes:

  1. Cualquier persona no puede doparse, si lo quiere hacer de forma correcta. Tienes que contar con la ayuda de un profesional sanitario que sepa no sólo cómo administrar las sustancias, sino cuándo y cuánto. Un médico no va a prestarse a ayudarte por algo que le vaya a llevar a la cárcel, si la recompensa no merece la pena.
  2. Muchos de los deportistas que se dopan están hasta becados porque no tienen ingresos suficientes como para poder dedicarse al deporte de élite en exclusiva. ¿De verdad pueden permitirse el pagarle la minuta que le exigirá un médico de este tipo? Cabe recordar además que muchos de estos médicos viven en el extranjero.
  3. Siempre hay algún “pringao” al que pillan sin poseer ninguno de estos conocimientos, e incluso ha podido llegar a montar toda una red de tráfico de sustancias dopantes a su alrededor, pero a éstos se les termina cogiendo. Hay muchos deportistas como Amstrong que son condenados por dopaje sin haber dado nunca positivo y otros tantos que son pillados años después cuando se mejoran las técnicas antidopaje.
  4. Salvando todo lo anterior, hay sustancias que se elaboran específicamente para que alguien se dope sin ser detectado. Una investigación médica de ese tipo requiere de unos medios económicos brutales. Piensa que son tan bestias que hay muchos laboratorios que no investigan el cómo mejorar algunos medicamentos por el poco tiempo que retendrían la molécula patentada y de esta forma no le sacarían rendimiento económico suficiente. Si hay alguien que desde las sombras pueda permitirse el tener a un equipo de profesionales que se dedique a hallar una nuevo fórmula de dopaje, ¿cómo consiguió la financiación? ¿cuántos beneficios sacan?.

Creo que sólo alguien muy inocente puede llegarse a creerse que en el dopaje intervienen únicamente los deportistas y algunos médicos corruptos.

Voy a finalizar esta entrada con una reflexión. ¿Por qué en los Juegos Olímpicos, que es el único momento de cada cuatro años en el que todo el mundo está pendiente del atletismo y de muchos otros deportes, se baten sistemáticamente decenas de récords del mundo? Muchos me han dicho a esta pregunta que es porque los atletas top llegan a su pico de forma en los juegos. O sea, ¿los otros años se están tocando las narices? Si eso fuese así los atletas que rozan el pódium se someterían a esas sesiones de entrenamientos mágicas y en los años no olímpicos tratarían de poner en aprietos a los deportistas más laureados de sus disciplinas y eso luego no es así.

Lo que pienso en este extremo no es que haya (por poner un ejemplo) un velocista de los 100 metros lisos frente a otros velocistas, sino que mediáticamente, y desde los propios juegos también, se le trata a esta competición como una en la que corre Jamaica vs Estados Unidos vs Reino Unido vs…, es decir, de estado contra estado.

Creo que he dejado mi opinión bastante clara,

¡Un abrazo!

¿Te gustó el artículo? ¡Échale un vistazo a nuestras entradas sugeridas!

Ricardo Sánchez Baamonde

Licenciado en Derecho por la Universidad de Sevilla. En mis ratos libres soy blogger, triatleta popular, redactor en Triatletas en Red y colaborador con el Club Triatlón Isbilya - Sloppy Joe's.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar