El cambio de una MTB rígida a una doble | Opinión personal

¡Bienvenido una vez más al blog! Hace ya un tiempo que no publico por aquí algún post en el que muestre mi opinión personal sobre algún aspecto relacionado con el uso de un tipo u otro de material. Durante un tiempo consideré el escribir el salto que supone el utilizar una bici de montaña de 29″, pero como Grego Blanco escribió un post de invitado tratando precisamente su experiencia a la hora de cambiar una mountain bike de 26″ por otra de 29″, decidí no escribir nada al respecto hasta que encontrase el enfoque adecuado. Viendo que últimamente mucha gente me preguntaba sobre las bicicletas de doble suspensión, las sensaciones que se tienen con ellas y cosas similares y que hace ya más de un año que utilizo a mi Spark, me he animado a abordar esta cuestión.

Mi Scott Spark 930 de 2015

Para empezar, ¿Qué es mejor? ¿Una doble o una rígida?

Sinceramente hace más de un año que escribí un artículo en el que analizaba esta cuestión (enlace aquí). En él comparaba las ventajas e inconvenientes que presentaba cada tipo de bicicleta, su utilización óptima y a qué tipo de corredor le convenía más una u otra.

Mi experiencia personal

Poniéndote en situación

Yo soy un ciclista bastante corpulento (siempre he sido muy ancho de espaldas y normalmente no estoy en los huesos por lo que tengo un tipo físico especialmente fino), mido 1,85 y de altura hasta la entrepierna tengo más de 90 cm (tengo un tronco relativamente corto en comparación con la longitud de mis piernas). Además sufro de escoliosis, lo cual ha hecho que siempre haya tenido unos terribles problemas de espalda y de cara a practicar MTB siempre haya tenido que tener especial cuidado a la hora de salir de ruta, en cuanto a las horas, el kilometraje, el peso que metiese en mi mochila, el tipo de mochila que llevase, etc.

Durante muchos años utilicé como bici de montaña habitual, un modelo de Trekking de Felt, la cual empleaba a pesar de causarme muchos dolores entrenando. Llegados a un punto de mi vida, pude comprar una bici de montaña mejor y elegí una de doble suspensión, para tratar de disfrutar de una mayor comodidad yendo en ruta.




¿Qué bici fue la elegida?

Pues la bici que pude comprarme fue la Scott Spark 930 de 2015 (que está arriba en la foto), de la cual ya he hablado largo y tendido por aquí. Básicamente la escogí porque estéticamente me encantaba, por debajo de 3000€ en carbono era la mejor opción (a mi parecer) dentro de los modelos que se pueden comprar en tiendas físicas y porque mi amigo Mateos (el dueño de Ciclos Mateos) me la consiguió a muy buen precio.

Mis sensaciones con una bici de doble suspensión

Si bien la primera vez que cogí la bicicleta me sentí un poco extraño (ya que para mí eran muchos cambios los que había sufrido y a los que me tenía que acostumbrar), lo cierto es que no me costó acostumbrarme, ya que la bicicleta absorbía genial los baches y a pesar de no ser precisamente un peso pluma, daba gusto llanear con ella (ya que las irregularidades típicas del terreno las devoraba), al subir nunca perdía la tracción con ella y al bajar sentía muchísima seguridad (para mí fue el cambio más drástico de todos) además de una comodidad muy destacable.

Condiciones que influyeron en mi experiencia positiva

El hecho de contar con una suspensión de gama alta (Fox Evolution), un buen cuadro de carbono, un buen sistema de suspensión en el cuadro (monopivote articulado) y un bloqueo remoto que funcionase realmente bien (Twin Lock de Scott), han hecho que todo desembocase en una experiencia muy positiva por mi parte. El hecho de que además yo siempre haya sufrido muchos dolores y problemas de espalda y que por usar esta bicicleta, hayan desaparecido por completo, también ha ayudado a que esté encantado con la bicicleta.

¿Contaminación de la pedalada?

Siempre he leído a través de comentarios, posts en foros, artículos en blogs, páginas webs y revistas que uno de los puntos más negativos que tienen las MTB de doble suspensión es lo que se conoce como “contaminación de la pedalada“, es decir, que la suspensión trasera se comprima cuando el ciclista ejerza presión sobre las bielas y no con los baches e irregularidades del terreno. Esto en principio provocaría que no solamente que la bicicleta sería menos eficiente, sino que además sería más molesta para el propio corredor.

Esto puede ser cierto en algunos casos (bien porque el propio amortiguador sea malo, porque no disponga de ningún sistema de amortiguación eficiente o inteligente, porque no disponga de una posición diferente a “completamente abierta” o bloqueada, porque cuadro de la bicicleta esté mal diseñado, etc.), pero no en el mío, ya que esto ha sido mínimo que ni siquiera lo destacaría.

Cuestiones negativas de la bicicleta

Otras cosas negativas de estas bicicletas son su mayor peso, que tengas que realizar más tareas de mantenimiento o que por el mismo precio, vengan peor montadas que las opciones rígidas de la misma marca.

¿Compensa? ¿Lo recomendaría?

Aunque todo depende del tipo físico que tengas, de tus aspiraciones competitivas y los terrenos por los cuales te vayas a desenvolver, creo que por lo general compensa mucho el tener una bici doble. Sinceramente a todo aquel que se pueda permitir el tener una bici de doble suspensión bien equipada, se la recomendaría.

Ten en cuenta que todo lo negativo y positivo que se pueda decir de esta cuestión, dependerá de a quién le preguntes, ya que a partir de sus particulares gustos y circunstancias te puede contar una experiencia completamente opuesta a lo que te cuente yo. Jamás te tomes nada nada de forma absoluta

¿Qué sería mejor? ¿Una bici rígida de carbono mejor montada o una doble peor montada en aluminio?

Como casi todo lo que suelo responder con respecto a estas cuestiones, creo que depende. Depende de lo bien montada que esté en carbono, de qué requieras tú por tus necesidades particulares y de lo mal montada que esté en aluminio. Si la bici la quieres para rutear con comodidad y de componentes va con gamas medias, creo que aunque vaya con un cuadro de aluminio merece más la pena comprarse una doble que una rígida de carbono (aunque eso se deba analizar caso por caso).

Para terminar

¡Espero que te haya gustado el post! La verdad es que simplemente quería mostrar mi opinión com respecto a este tema después de haber llevado durante el último año y una rígida durante bastantes más. Si tuvieses más dudas con respecto a qué es mejor, aquí te dejo un vídeo de los chicos de Bikeradar que puede serte de gran utilidad:

¿Y tú? ¿Qué experiencia tienes con las bicis de doble suspensión? ¿Y las rígidas? ¿Con cuál te quedarías? ¿Por qué?

¡Un abrazo!

¿Te gustó el artículo? ¡Échale un vistazo a nuestras entradas sugeridas!

Ricardo Sánchez Baamonde

Licenciado en Derecho por la Universidad de Sevilla. En mis ratos libres soy blogger, triatleta popular, redactor en Triatletas en Red y colaborador con el Club Triatlón Isbilya - Sloppy Joe's.

20 Respuestas

  1. Carlos dice:

    Muchas Gracias Ricardo.
    Me he comprado una doble siguiendo lo que aqui expones., concretamente Scott Spark 750….que es hasta donde me llega el presupuesto…el carbono era demasiado dinero para mi….todavía NO la he estrenado.
    Sigo tu Blog y lo que más me gusta es que tus opiniones son siempre ponderadas….nunca te he leído alabanzas desaforadas o criticas venenosas….
    He elegido Scott….porque es la marca que me recomendaron en mi tienda habitual, que también trabaja Specializaded, Coluer y Felt

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muchas gracias Carlos!
      Espero de todo corazón que te resulte una bicicleta genial, que no te de problemas y que se ajuste a lo que estés buscando. Gracias por tu comentario porque estas cosas animan a seguir escribiendo cada día 😀
      ¡Un abrazo amigo!

  2. Carlos dice:

    Buenas Ricardo
    Quiero darte las GRACIAS tu BLOG ha sido decisivo a la hora de elegir mi bici nueva….que acabo de encargar.
    Tus opiniones y consejos son una guía que nos ayuda a muchísimos aficionados a las bicis,….que no tenemos ni tus conocimientos, ni tu experiencia…….y que además no disponemos de mucho tiempo para leernos toda la literatura tecnica…entenderla y finalmente ir comparando….y comprando
    En este caso concreto me ha ayudado a decidirme por una doble suspensión.
    Después de mucho leer y releer blogs de MTB, puedo ASEGURAR que la información que tu has publicado es la MEJOR….pero no porque lo diga yo (que también…) es la más ponderada, la que criterios más objetivos cumple…
    La bici elegida ha sido la Scott Spark 750….que NO…no viene en tus listados….pero es lo mejor que me puedo permitir dentro de mi presupuesto de las que ofrece mi TIENDA de CONFIANZA…..teniendo en cuenta que mi nivel de conocimientos mecánicos es NULO…
    Ya te contare que tal me va.
    Muchas Gracias por tu Blog

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡¡Muchísimas gracias Carlos por tus palabras!! Espero que te vaya genial con ella 😀
      ¡Un abrazo amigo y gracias por estar por aquí!

  3. Álvaro dice:

    Por “culpa” tuya compré hace dos de meses una bici normalita, para iniciarme en el mundillo y …. sinceramente gracias, buena recomendación: “Conor 8500 alivio de 27,5 por 539 €- estoy encantado, va como un tiro, es bonita y me resulta cómoda, aunque voy a por los 54 tacos.
    Le hago dos rutas semanales de 2 horitas (35-40 Km. aprox); Para otro año pensaré lo de la doble con una transmisión mejor, pero veo difícil que el triple de precio de el triple de satisfacción.
    Saludos.

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muchísimas gracias Álvaro por tu comentario!
      EN mi caso la doble no es una opción por mis problemas de espalda 🙁 Sin ella no es que no disfrutase de la montaña, pero evidentemente esto es otra cosa para mí 🙂
      ¡Un abrazo crack!

  4. BOLLITO dice:

    Un Saludo!!!
    Cuando empece fue con rigida, me pase a doble y a los 10 años de tenerla parti el cuadro y me compre otra de marca prestigiosa la cual me esperaba mas. Al no quedar contento me pase a rigida luego salieron las 29 y despues las 27.5 al final tengo la 26 y 27.5 no escogi la 29 por estatura soy muy bajito….
    Para mi las mas comodas son las dobles y las de batalla las rigidas claro esta que si inviertes en una doble de alta gama cambia la cosa…..

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muy buena apreciación crack! La verdad es que artículo tras artículo creo que das en el quid de la cuestión 🙂
      ¡Un abrazo y gracias por estar aquí!

  5. Diego dice:

    Hola Ricardo.
    He leído por internet que es muy difícil tener una doble “libre de grillos”, es decir que siempre suelen hacer algún ruidillo debido a la doble suspensión. Ya no es que su mantenimiento sea algo más complejo (no creo que mucho) sino que es casi un imposible tener una bicicleta silenciosa.
    Es cierto eso?
    Mira que yo soy un maniático de los ruidos 🙂

    Gracias.

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muy buenas Diego!
      Más complejo el mantenimiento es, a la hora de dejarlo todo perfecto (lavarlo correctamente y mantener bien el amortiguador) si eres meticuloso con la bicicleta. A mí ruidillo no me ha hecho nunca la bicicleta y mira tú que le he hecho kilómetros en este último año y medio a la mía. Supongo que dependerá del modelo que se compra uno y de cómo se cuida de la bicicleta.
      ¡Un abrazo crack y felices fiestas!

  6. Ricardo dice:

    Supongo que la bici de carretera te resultará infinitamente más cómoda para tus problemas de espalda. De lo que has aprendido en tu experiencia qué consejos darías para mermar en los posible los dolores de espalda ocasionados por la bici.

    ¿Y, ya que haces triatlón, no sería lo ideal que te centrases en la natación? Entiendo que no es la misma diversión que la bici pero quizá tu espalda lo agradeceria más.

    Saludos

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muy buenas tocayo! La de carretera mucho más cómoda no me es porque no amortigua nada, tanto por el cuadro como por las ruedas, el estado de las carreteras, etc.
      Sí que posiblemente me venga mejor nadar por salud, pero esto como no lo haga por diversión, es que directamente no soy capaz de entrenar con regularidad 🙂
      ¡Un abrazo crack y gracias por escribir!

  7. Javier dice:

    No puedo más que estar completamente de acuerdo contigo. Además, precisamente por un artículo tuyo, tras 16 años con mi vetusta BH rígida, la cambié por mi scott spark 950 y ha sido la mejor decisión que he podido tomar. Ahora voy mucho más cómodo y sobre todo más seguro en las bajadas. Otros amigos han preferido gastarse la pasta en carbono pero para mí, ha sido una decisión equivocada. Es cierto que ahorras unos gramos que te pueden venir muy bien si estás luchando por el campeonato del mundo, pero para nuestro nivel mejor comodidad y seguridad.
    Ahora que del vídeo no he pillao na!!! Inconvenientes de no saber ni papa de inglés.

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muy buenas Javier!
      Muchas gracias por escribir y por compartir tu experiencia con todos 😀 En el vídeo básicamente a la conclusión que llegan, es que subiendo se invierte menos energía con la rígida, pero bajando con la doble vas más rápido, además de sufrir menos estrés en el cuerpo, haciendo que así llegues más descansado.
      ¡Un abrazo amigo!

  8. alfredo dice:

    Yo espero en breve pasarme a una doble; de hecho, estoy esperando a tu informe de dobles de marcas españolas, para tener una información completa.
    En mi caso, el cambio supongo que lo notaré muchisimo, porque las 2 mtb que tengo ahora son gama baja (500 y 300 euros), así pasar a una doble de unos 1500-2000 euros que tengo presupuestado, la mejora tiene que ser bastante grande.

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muchas gracias por escribir Alfredo!
      Espero que te gusten mucho las listas que haya para modelos españoles, ya que seguramente haya alguna opción que te parezca atractiva e interesante 😀
      ¡Un abrazo y gracias por escribir!

  9. Jordi dice:

    Saludos, yo he cambiado hace poco de una rígida a una doble y encantado. Tenía una Orbea MX 10 29″ y un día me dejaron probar una doble y la verdad es que es una pasada como absorben los baches estos cacharros… Una delicia. Una vez pruebas una ya no quieres volver a coger una rígida. Total, miré un poco el mercado y me pillé una Orbea Oiz M50 y el cambio ha sido brutal, tanto en suspensión como en el resto de componentes. Estuve mirando la Scott 950 pero al final me decidí por la Orbea porqué estaba contento con la anterior que tuve y me la dejaron bien de precio.
    Vamos, que por mi parte, encantado con el cambio. Un abrazo.

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muchas gracias por escribir Jordi!
      Anda que elegiste una mala bici para pasarte a las dobles 😛 Yo es que siento que la mayor parte de estas cosas son ventajas más que inconvenientes, por lo que tampoco me volvería a cambiar de doble a rígida. Mi espalda me da las gracias desde que uso la Spark 😛
      ¡Un abrazo crack y gracias por escribir!

  10. Samuel David dice:

    Saludos Ricardo! Tenía un tiempo que no opinaba, me cae como anillo al dedo este análisis ya q estoy pensando hacer el cambio, estuve probando la bmc fs01 2016 y mi temor era el tema de los acensos pero en realidad estuve subiendo con más facilidad, el por q, no se explicarlo, ya l semana q entra tendré la mía y ahí podré darte mas sensaciónes sobre la misma

    • Ricardo Sánchez Baamonde dice:

      ¡Muy buenas Samuel David!
      Jajajajajajaja ¡No me lo estoy creyendo! ¿Te han terminado por convencer las bicis de doble suspensión? Y yo que pensaba que eras de la resistencia con las bicicletas rígidas 😛 Con las bicis que estoy pudiendo ver por Instagram no me resulta difícil saber cómo lograron hacerte cambiar de parecer… A mí también me resultan más cómodas por todos los terrenos, aunque supongo que todas estas cosas dependerán del físico de cada uno.
      ¡Un abrazo crack y gracias por escribir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar